Regístrate gratis
6 grandes motivos para utilizar el Big Data eCommerce

6 grandes motivos para utilizar el Big Data eCommerce

La información es poder, ahora más que nunca. Y es que, hoy en día, contar con amplias bases de datos puede suponer una gran ventaja competitiva. El comercio electrónico no es una excepción. De hecho, el Big Data eCommerce es actualmente uno de los usos principales de este tipo de tecnología.

Una tecnología basada en procesar grandes volúmenes de datos de forma rápida y precisa. El incremento exponencial de información y la obligación de procesar dicha información prácticamente en tiempo real han sido los causantes de la creación del Big Data, una técnica para el análisis de datos capaz de aportar un valor real y añadido a nuestro negocio.

En el campo del eCommerce, el Big Data permite a las compañías observar a sus clientes potenciales; conocer su comportamiento y sus expectativas para así atraerlos a su tienda online; y fidelizar a los que ya tienen, algo que cuesta entre cuatro y cinco veces menos que retener a uno nuevo, según Extole (empresa de referral marketing).

Si tenemos en cuenta que, de acuerdo a un estudio elaborado por la consultora Capgemini en colaboración con The Economist Intelligence Unit, el Big Data supone un 26% en la mejora del desempeño actual de las compañías, vamos a desarrollar a continuación sus ventajas más importantes:

1. Base de datos más organizada

El mayor desafío para las empresas de comercio electrónico es recoger, almacenar y organizar los datos desde múltiples fuentes (por ejemplo: sistemas de gestión de inventario, CRM, AdWords, estadísticas de proveedores de servicios de email…) Si bien es cierto que hay una gran cantidad de información a la espera de ser analizada, el Big Data le da sentido a todo y permite rastrearla, organizarla y comprenderla mejor.

2. Decisiones basadas en datos

Los grandes cupos de datos posibilitan que los directivos de las empresas puedan tomar decisiones fundamentadas. Los juicios que tienen que llevar a cabo son muy significativos para la compañía, por lo que dependen de las percepciones de estos datos y no de simples corazonadas o de información incompleta. Basarse en los datos para llegar a conclusiones puede evitar errores, gastos superfluos o estudios costosos.

Por ejemplo, un supuesto cliente relacionado con la venta de sanitarios descubre, a través de la información que tiene de sus clientes, que éstos no utilizan tanto las redes sociales como él pensaba. Sin embargo, los resultados del Big Data le indican que el email y las llamadas telefónicas son sus canales de comercialización más eficaces. Con todos estos datos, el directivo de la firma puede sentirse seguro de que centrando sus esfuerzos en email remarketing y ofertas por teléfono conseguirá mejores resultados.

3. Mayor control sobre la cadena de producción y el almacenaje

Durante años, uno de los mayores problemas para las empresas de retail han sido los costes de gestión de stock, ya que solía haber dificultades de comunicación entre los equipos de venta, logística, transporte, almacén y devoluciones. Sin embargo, hoy contamos con softwares de gestión de stock como InFlow o Pos Maid, que funcionan gracias al análisis de datos y que tienen la capacidad de mantener organizados a todos los agentes del proceso logístico y actualizado el stock para el momento de compra.

Además, un buen análisis de estos datos puede llegar a predecir la demanda de ciertos artículos, basándose en datos históricos del comportamiento de los consumidores o de expectativas de venta de productos.

4. Personalización de la experiencia del usuario

La personalización dentro del comercio electrónico permite poder ofrecer una experiencia de compra única que, a la larga, puede dar como resultado un mayor número de ventas. En el caso de clientes existentes, podemos identificar sus preferencias para que, cuando entren en la página web, se presenten ofertas de productos que ya han visitado con anterioridad (crosselling). En cuanto a los clientes nuevos, podemos obsequiarles con descuentos o mostrarles anuncios display atractivos para invitarles a acceder a la tienda online.

5. Big Data eCommerce: dinamización de precios

La competencia en el comercio electrónico está a la orden del día. Y es que los consumidores siempre buscan entre los vendedores del mismo producto, comparan y se quedan con el mejor, aquél que reúne la mayor parte de las características que buscaban.

El Big Data es una herramienta esencial para analizar de manera correcta los precios de la competencia directa según el tiempo de producto, los gustos de los potenciales clientes o la ubicación desde la que compran. Con toda esta información es posible establecer una política de precios dinámicos, es decir, fijar el precio y las ofertas adecuadas para un momento y lugar determinados y, así, contar con cierta ventaja competitiva.

6. Servicio al cliente

Redes sociales, opiniones, boca a boca… Hoy en día el cliente tiene muchas maneras de demostrar si un servicio ha satisfecho sus expectativas o no. Por eso es cada vez más complicado mantener un buen servicio. En este sentido, el análisis de datos surge como una ayuda para identificar un problema que se está generando en una plataforma concreta y poder darle solución lo antes posible.

Otra forma de dar un buen servicio al cliente es identificando un mismo usuario en diferentes plataformas. Esto quiere decir que, si un usuario realiza una queja por teléfono y luego la replica en Twitter, podemos saber que es el mismo y ofrecerle ayuda de forma rápida y efectiva. También pueden utilizarse sus datos de compra para ofrecerle artículos o servicios similares cuando regrese a nuestra web (crosselling).

E-Commerce, Business Strategy, Increasing Traffic, Customer Retention, Improving Conversions, HubSpot, Data, Ecommerce, organización, precios, servicio, Lead Generation, Big Data, análisis, datos, estructura, experiencia, personalización

CLIENT'S STORY

How Vodafone

increased click through rates by 94% with product feed emails

Download now
How Vodafone

Posted by Laura Mora